Rankia México Rankia Alemania Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Colombia Rankia España Rankia Italia Rankia Perú Rankia Polonia Rankia Portugal Rankia USA
Acceder
¡Bienvenido a Rankia México! Volver a Rankia Chile

El pronóstico del tipo de cambio vía Mercados de Futuros

Por Henri Yves Bricard Abbadie. (Doctor en Ciencias de la Administración, FCA-UNAM). 

1.- ¿Qué determina el tipo de cambio en el Mercado de divisas?


Como en cualquier tipo de mercado, bajo demás parámetros económico financieros constantes (ceteris paribus) y como lo define Arturo Morales Castro (2019)   “el precio de una moneda depende de las condiciones de oferta y demanda” y “los determinantes de estas pueden clasificarse como de corto y largo plazo”… Asimismo “los determinantes de corto plazo responden a las fuerzas del mercado internacional”, mientras que “los determinantes a largo plazo responden, en cierta medida, al comportamiento interno de variables macro económicas y financieras, aunque el autor subraya que prevalecen también otros factores no económicos que pueden “revestir temporalmente una importancia relevante” como los factores políticos, psicológicos, sociales y culturales o climáticas inclusive (Ibid. p. 63-66).

El autor llega incluso a mencionar el factor “imitativo” que se da en el continente americano donde “es muy elevada la tendencia a seguir un líder y unas cuantas personas que dominan los mercados de dinero, de capitales, de metales, de derivados y en especial de divisas”, de tal suerte que “los inversionistas tienden a actuar, no en función a su análisis del mercado, sino atendiendo a lo que consideran es el comportamiento de los líderes del mismo” (Ibid. p. 79).

Morales Castro no evade por supuesto mencionar el principal  mecanismo de la política monetaria del Banco Central mediante sus intervenciones dentro del mercado abierto (open market), retirando de la circulación moneda local con el fin de reforzar su moneda o, en caso de una tendencia demasiada apreciativa de la moneda local,  comprando moneda extranjera, lo que la debilitará, para así estabilizar el mercado de cambios.  

Finalmente y como bien lo menciona el autor, “las expectativas económicas que se forman en un país acerca del nivel de tipo de cambio que podría existir en una fecha inmediata determinan el tipo de cambio;” y, “de hecho, las esperanzas que se forman en torno a los cambios venideros de los diferentes precios son una de las razones principales que justifican la existencia de los futuros financieros y de la mayoría de los instrumentos financieros derivados” (Ibid, p. 81).

2.- ¿Por qué el Mercado de Futuros de Chicago es un predictor no sesgado del tipo de cambio?


Tiene la mayor base de contratos del mundo por lo que es un volumen representativo de una tendencia de mercado, sea apreciativa, sea despreciativa de cualquier derivado, y se debe de considerar como la plataforma de predicción más acertada de valores y activos financieros subyacentes y en cualquier contexto.  

3.- ¿Qué variables influyen en el valor de una moneda y que no están contempladas en el Mercado de Futuros?


Son las variables sociales y culturales, en el entendido que “la mentalidad de un país con respecto al valor de su moneda es un factor fundamental en el tipo de cambio”; asimismo “el entorno y la mentalidad pueden, reforzar o reducir la confianza de los inversionistas con respecto de un país determinado” (Ibidem, p. 80).

Morales Castro acota a su vez acertadamente que “el tipo de cambio de un país se determina en gran medida por factores de tipo natural” (Ibid.). En efecto malas condiciones  climáticas pueden entrañar malas cosechas, por lo que el autor conseja “si se desea proteger la actividad económica de un país frente a este tipo de factores, debe estar lo más diversificada posible con respecto de las actividades de exportación que generan la entrada de capitales” (Ibid).

A estos determinantes objetivos se le puede también sumar consideraciones geopolíticas dentro de un entorno, sea regional, sea mundial, en situaciones a veces muy poco previsibles, por lo que revisten un carácter sumamente aleatorio y subjetivo por el alto sesgo que conlleva, en el entendido que afectan en primera instancia a la moneda dura (Dólar, Euro, Yen  y Yuan) y repercuten en segunda instancia a las demás monedas satélites de otros países emergentes. 

4.- ¿Cuál es el pronóstico del tipo de cambio MXN/USD para 2022?


Primer trimestre 21 Pesos*USD, 
Segundo trimestre 21.50 Pesos*USD, 
Tercer trimestre 21.75 Pesos*USD, 
Cuarto trimestre 22 Pesos *USD

5.- Ejemplo de pronóstico


Amplitud máxima de la banda de fluctuaciones de la paridad: 0.45 centavos arriba y 0.45 centavos abajo del benchmarking pronosticado en cada periodo, ya que Banxico interviene arriba del 2% de fluctuación, en ambas situaciones para corregir tales desviaciones y estabilizar el mercado.

O sea Banxico puede revertir una fluctuación tendencial del 2% a la baja del Peso mexicano con una inyección en el mercado del orden de 2 a 3 mil millones de USD, ejercicio al cual a menudo recurre el Banco Central para desincentivar alguna especulación contra la moneda nacional.


6.- Conclusiones y comentarios generales


Estas proyecciones se sustentan siempre y cuando Banxico cuente con la línea de swap de divisa USD con la Federal Reserve por 60 mil millones de US, así como la línea flexible con el FMI por 50 mil millones de US.

Otros fundamentos macro económicos, financieros, políticos y sociales que se deban de cumplir para lograr la estabilidad del Peso mexicano durante 2022:

1) Reducir el ritmo inflacionario para el primer trimestre de 5.5% a 6%, para el segundo trimestre a una banda de 4.5%  a 5% y para el resto del año a una banda de 3.5 a 4%

2) Mantener un superávit primario de las finanzas públicas alcanzado en 2021 y equilibrio presupuestario

3) Conservar una balanza comercial de bienes y servicios positiva

4) Contener un eventual déficit de la balanza en cuenta corriente

5) Lograr un aumento de reservas internacionales de unos 15 mil millones de US durante el año 2022

6) Considerar un % de formación bruta de capital fijo igual o superior al 22% del PIB para que se tenga un efecto positivo adicional sobre el tipo de cambio (en 2020 este % fue solamente del 19%), ya que sería detonador de un crecimiento del PIB del orden del 4% para 2022.

Tales supuestos y considerados son evidentemente algo optimistas, pero factibles de realización, siempre y cuando, las premisas inflacionarias básicas se puedan cumplir cabalmente desde el primer trimestre del año 2022 y que se genere asimismo un circulo virtuoso de inversión de capital y de empleos productivos, además de la confianza por parte del sector empresarial en la política económica del Gobierno Federal.

Ahora bien, si la inquietud de los expertos se traspasa hacia el nivel óptimo de la tasa primaria que vaya a establecer Banxico en el transcurso de 2022, y bajo el escenario macro económico arriba planteado, lo más factible sería de mantener durante el primer trimestre la tasa base actual (5.50%), y a partir del transcurso del segundo trimestre, iniciar un proceso muy prudente de baja de la Tasa de Interés Intercambiaría a un día, hasta llegar a una tasa prima, a fin de año, de 4.50%, proceso acorde a la baja del propio ritmo inflacionario.

 1. Ver Mercado de Divisas Internacionales, Inversión, financiamiento y administración de riesgos, Arturo Morales Castro, primera edición, septiembre de 2019, PROFIT editorial, España.

¿Te ha gustado mi artículo?
Si quieres saber más y estar al día de mis reflexiones, suscríbete a mi blog y sé el primero en recibir las nuevas publicaciones en tu correo electrónico
  • Dólar Estadounidense (USD)
  • Economía
  • Política Económica
Lecturas relacionadas
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!