Mercado de DERIVADOS Financieros (XXXII).- Opciones Financieras.- GESTION DEL RIESGO Y DE LA ESTRATEGIA (II).-

“Tomar la decisión que consideramos correcta es más fácil cuando conoces sus riesgos”.
En el anterior post, trataba sobre el ejercicio y la asignación de las opciones, antes del vencimiento y al vencimiento. Este post lo dedicaré a la gestión del riesgo antes del vencimiento, lo que se conoce como el ajuste en las estrategias de las opciones y rolar posiciones.

Muchos operadores suelen usar lo que se conoce como “Stop Loss”, es la forma automática de cerrar las posiciones cuando el precio del subyacente baja hasta el precio marcado como “stop”. Es una forma de controlar y aceptar las pérdidas. Sin embargo, en el mercado de opciones, es posible realizar ciertos ajustes en las estrategias iniciales que tienen el objetivo de adaptar la estrategia a la nueva situación del subyacente.

Pero quizás para entenderlo, sea necesario que explique un poco de mi comienzo personal en el mercado de opciones, que no fue otro, como ya he comentado alguna vez, que intentar incrementar y gestionar mi cartera de inversiones en renta variable. Como todos los inicios inversores, estuvo lleno de errores y pérdidas, que ya no tenía en la cuenta demo, pero me ayudó a seguir explorando, analizando y estudiando, dándome cuenta que los errores cometidos, la mayoría, eran fruto de una mala planificación y una ineficiente gestión del riesgo.

Repito, suele pasar en los inicios de todos los tipos de inversiones.

COMIENZOS.-


Sin duda, el comercio con opciones es más complicado que el comercio de acciones, pero no debe echarnos atrás. Quizás como principiante en el mercado de opciones, lo mas sencillo sería operar comprando opciones Call fuera del dinero (OTM), siguiendo el patrón de comprar barato y vender caro. Pero creo que no es la mejor forma de comenzar a negociar opciones.

Imaginemos que se es optimista con las acciones AAA que cotizan actualmente a 50€. Es posible que se piense que es bueno comprar Call55 con 30 días de vencimiento, con un coste de 0,15€ o 15€ por contrato.

Si se quisieran comprar 100 acciones de AAA, llevaría un desembolso inicial de 5.000€ más gastos. Con ese importe, se podrían comprar 333 contratos Call55 a 0,15€ y controlar, nada menos que 33.300 acciones.

Si AAA alcanza los 56€ dentro de los próximos 30 días, la Call55 cotiza a 1,05€ antes del vencimiento y los beneficios serían de 29.920€ en 30 días (34.965€ menos 4.995€ del coste inicial de la compra y menos unos 50€ de gastos). Esto del apalancamiento es realmente muy atractivo ¿Verdad?

Pero no es oro todo lo que reluce, tampoco en el trading de opciones.

Al comprar Call OTM, no solo se tiene que “acertar” en la dirección del precio de las acciones, sino que también se tiene que “acertar” en el momento. Doble dificultad.

Además, para obtener beneficios, el precio de la acción debe superar el strike más los gastos producidos por la compra de las opciones, en un período de tiempo determinado. En nuestro ejemplo, al  comprar una Call con precio de ejercicio 55€ a un precio de 0,15€ y la acción cotizando a 50€, se necesita que el precio de la acción suba 5,15€ antes de que expire la opción, es decir, deben superar los 55,15€ (Punto breakeven) en los próximos 30 días, lo que supone más de un 10%, y son pocos los valores que pueden alcanzar ese objetivo y con toda probabilidad no alcanzará ese precio y las opciones expirarán si valor.

Igual de malo es que las acciones suban hasta 54€ en los próximos 30 días, pues se sigue perdiendo toda la inversión, a pesar de haber “acertado” en el movimiento que tendría el precio, pero no en su intensidad. Pensaríamos entonces que con ese dinero invertido en opciones, podría haber comprado 100 acciones AAA a 50€ y ahora estaría ganando 400€ (menos gastos), e incluso si el precio hubiera caído, seguiría manteniendo las acciones y mantendría una buena parte de la inversión inicial.

En resumen:

Comprar grandes cantidades de Call OTM por el apalancamiento, puede llevarnos a engaño.

No quiero decir con todo esto que comprar Call es un error, sino que dependerá del objetivo final, puede ser beneficioso o perjudicial usarlas como única estrategia y que para mí, el equilibrio que encontré entre la negociación de las acciones y el uso de opciones, fue lo mas apropiado para ir incrementando mi cartera de inversión en renta variable, mediante el uso de Call cubiertas, la compra de opciones Call a largo plazo (LEAPS) y la venta de Put de acciones a comprar. Incluso ajustando esas estrategias iniciales, como os voy a explicar.

AJUSTAR ESTRATEGIAS.-


Ya he explicado que en nuestro plan de trading, siempre es necesario tener previsto la posible marcha del mercado, y por tanto, tener previstos los ajustes necesarios.

Una vez tomada una posición mediante una estrategia con opciones financieras, puede que el mercado no responda correctamente a nuestras expectativas, es decir, tome el rumbo contrario a lo que teníamos analizado y previsto, bien por un cambio de visión del mercado o de su volatilidad, por lo que es posible que tengamos que realizar una modificación o ajuste de nuestra estrategia inicial. También es posible que el precio del subyacente tome el rumbo previsto y en este caso, se determine tomar una operación auxiliar que apoye ese movimiento a nuestro favor.

Esa modificación o transformación de nuestras estrategias, en función de la evolución de la volatilidad y del precio del activo subyacente, debe estar precedida lógicamente de un nuevo cálculo de las primas y gastos que conlleva esa modificación, ya que cualquier cambio o transformación no suele ser muy obvia en varias de las estrategias y quizás sea lo mas conveniente cerrar las posiciones.

Entiendo que toda operativa debe estar orientada a gestionar el riesgo y debe estar por encima de la búsqueda de maximizar beneficios ya que estos serán una consecuencia de una buena gestión del riesgo, no una finalidad.

También es cierto que no debemos pasarnos el tiempo ajustando nuestras posiciones y que la siempre defendida gestión del riesgo sea la que marque los objetivos, por ejemplo, mediante porcentajes o precios (x% de pérdida o x% de beneficio, o si el subyacente supera cierto precio al alza o a la baja).

Veamos algunos ejemplos partiendo del siguiente cuadro:

  • ·         Si partimos de una Call Comprada (esperamos un mercado alcista con una volatilidad subiendo). ¿Cómo nos enfrentaríamos a las distintas situaciones del mercado?

Si se mantiene la subida de la volatilidad y el mercado comienza a bajar, deberíamos vender las acciones, y si el mercado se mantiene indeciso, se podría comprar una Put con el mismo strike (se convierte la estrategia en un Cono Comprado) o comprar una Put con distinto strike (se convierte la estrategia en una Cuna Comprada).

Si la volatilidad comienza a bajar: Con un mercado alcista, liquidaría la Call comprada y vendería una Put. Si el mercado es bajista, vendería 2 Call, una para liquidar la posición inicial o vendería 2 Call con strike superior (la estrategia se convierte en una Ratio Call Spread). Si el mercado se mantiene indeciso con la bajada de la volatilidad, vendería 2 Call, una de ellas para liquidar la posición inicial y vendería una Put con el mismo strike (la estrategia se convierte en Cono Vendido) o con distinto strike (la estrategia se convierte en Cuna Vendida).

Si la volatilidad se mantiene indecisa: Con un mercado al alza, vendería una Put del mismo strike (tendría una posición sintética de compra de acciones), o vendería una Call de strike superior, convirtiendo la estrategia en una Spread Alcista. Si el mercado comienza a ser bajista, vendería una Call con strike inferior (Spread Bajista) y con la volatilidad indecisa y el mercado neutral, lo mejor sería liquidar la posición.

  • ·         Partimos de una Mariposa Comprada, donde tenemos un mercado neutral y una volatilidad a la baja.

Si se mantiene la volatilidad a la baja pero el mercado cambia su tendencia a alcista, si la Mariposa está construida con Put, transformo la estrategia a una Put vendida mediante la liquidación de todas las opciones menos una Put Vendida. Si el mercado cambia su tendencia a la baja y la Mariposa está construida con Call, vendería todas las opciones menos una Call Vendida.

Si la volatilidad comienza a subir, con un mercado alcista y tengo una Mariposa construida con Call, liquido todas las Call menos una comprada (la estrategia queda como una Call Comprada), si el mercado es bajista y la Mariposa está construida con Put, se liquidan todas las Put menos una comprada (Put Comprada). Si el mercado está neutral y tengo una Mariposa construida con 2 Call y 2 Put, liquido la Put Vendida y la Call Vendida, quedando la estrategia como una Cuna Comprada.

Si la volatilidad pasa a estar indecisa, con un mercado alcista, se transforma la estrategia a un Spread Alcista, liquidando el Spread Bajista y si el mercado cambia su tendencia a bajista, se liquida el Spread Alcista y queda la estrategia como un Spread Bajista.

Recordad, que siempre se deben analizar ejemplos de los distintos escenarios antes de elegir la estrategia, y debemos de tener en cuenta, por ejemplo, que las estrategias Ratio pueden tener distintos ratios.

Quiero dedicar mi próximo post a un análisis total de la estrategia Iron Condor, profundizando si cabe aún más en el post dedicado a conocer esta estrategia, donde veremos ejemplos de ajustes y relación de esta estrategia.

ROLAR ESTRATEGIAS:


Rolar opciones, es una de las formas mas comunes de ajustar las posiciones. 

Pero, ¿Qué es Rolar?. No es otra cosa que cerrar alguna posición de un contrato que está a punto de vencer o expirar y abrirla en un contrato de vencimiento siguiente o nuevo. Y siempre en este orden, primero cerrar y luego abrir, para evitar la duplicidad de posiciones.

Es posible rolar una posición de opción larga o corta, rolar el strike o el vencimiento, o rolar ambas cosas. Voy a centrarme en las posiciones cortas próximas a vencer.

Si llegado el momento, se decide rolar una posición corta, es porque ha cambiado la perspectiva sobre las acciones subyacentes y se teme ser asignado, por lo que se considera posponer la asignación o intentar evitarla por completo, o bien, puede que se quiera mantener obteniendo beneficios reduciendo el riesgo.

Nunca se garantiza que rolar una posición vaya a funcionar, incluso se podrían agravar las pérdidas, por lo que se tiene que ser muy meticuloso. Debemos tener en cuenta que cuando rolamos una posición corta, estamos comprando una opción para cerrar la posición existente y vendiendo una opción para abrir una nueva posición, ajustando los strikes y/o alargando el vencimiento en el tiempo.

Veamos como podrían funcionar algunas estrategias:

  • ·         Rolando una Call Cubierta o Covered Call y posterior conversión a Iron Condor.

Partimos del ejemplo que vimos en el enlace del post, con importes brutos sin tener en cuenta los gastos y comisiones (no se corresponde con el gráfico anterior).

donde a través de esa estrategia se consiguieron 1.000 accs. de AAL ejercidas el 28 de Enero a un precio de 16,50$ menos el crédito neto de la estrategia (16,45$ por acción) cuando estaba cotizando a 18,10$. 

Una vez tenemos las acciones, se realiza una Covered Call (venta 10 opciones Call) vencimiento 30 días con strike 22$ y vencimiento Marzo-2021, recibiendo un ingreso por primas de 180$ brutos, el 25 de Febrero ante el incremento tanto del precio como de la volatilidad y la posibilidad de ser asignado, decido rolar la posición procediendo a recomprar 10 opciones Call22 por las que se pagan 190$, para cerrar la posición y vendo 10 opciones Call26 vencimiento Abril-2021, recibiendo 350$. Subo el strike 4$ y amplio tiempo (60 días), volviendo a conseguir un crédito neto.

A mediados de Abril, viendo el continuo descenso del mercado, procedo a reajustar la posición: Compro 10 Call26 por las que se pagan 510$ para cerrar la posición y procedo a crear una estrategia Iron Condor con vencimiento Junio-21. La cotización a esa fecha (13/04) es de 22,56$, se compran 10 Put17 a 0,40$ y 10 Call28 a 0,56$ y se venden 10 Put20 a 0,98$ y 10 Call25 a 1,23$, el resultado neto es un ingreso de 1.250$.

Podría ser que el mercado realizara un gran movimiento alcista en los próximos 60 días y replanteara de nuevo rolar el actual Iron Condor, buscando conseguir un crédito neto.

La situación actual podría llevarse controlada mediante unos pequeños datos de seguimiento en una hoja de cálculo:

Observar que con las posiciones roladas de las Call Cubiertas, se obtuvo un resultado negativo de 170$ y eso que el mercado ha jugado a nuestro favor.

A fecha de hoy (06/05/2021), al estar escribiendo este post, se mantienen intactas las probabilidades de obtener beneficios a pesar de los días 20 a 23 de Abril pasado, también el tiempo que corre a favor de la estrategia y la volatilidad que continua bajando, son favorables.

¿Cuáles serían los posibles ajustes o cambios de estrategias a futuro?

Aunque los movimientos a realizar (ajustes y relación) en un Iron Condor, los detallaré en el próximo post, veamos un primer avance.

El riesgo puede venir por tres lados. El paso del tiempo, los cambios en la volatilidad y los cambios en los precios por las posiciones cortas, Put20 y Call25, obligación de comprar acciones a 20 o venderlas a 25 si fuese asignado y esa es la zona que se debe controlar y analizar, un rango de +14% y -9% aproximadamente. Por otra parte, tanto la Put17 como la Call28 dan la posibilidad de comprar las acciones a 28$ o venderlas a 17$, que no es el caso.

Conoceremos algunas de las posibilidades para ajustar y rolar este tipo de estrategia en el próximo post, dedicado exclusivamente al Iron Condor.

  • ·         Rolando una Put vendida con Garantía (efectivo) en la cuenta.

Para evitar la asignación en una Put corta, rolaremos con una Put comprada para cerrar la posición y volver a comprar una nueva Put con nuevo vencimiento y/o modificación de strike.

Por ejemplo, tenemos una Put vendida de la acción “AAA” con vencimiento 30 días y un strike de 600€, por la que recibimos una prima de 1,72€ cuando la acción cotizaba a 61€.

La opción se encuentra próxima a vencimiento y la acción cotiza a 58,50€, por lo que se procede a una recompra de la Put60 cancelando la obligación, pagando una prima de 2,35€ y en la misma operación se vende una Put57 con vencimiento 90 días cobrando una prima de 2,50€, con un crédito neto de 0,15€ motivado por el mayor valor temporal de la opción a 90 días.

Si la Put57 expira sin valor a su vencimiento dentro de 90 días, el beneficio bruto de la operación será de 1,87€ (1,72€ de la primera estrategia más 0,15€ de la segunda tras rolar).

Pero hemos de fijarnos que cada vez que rolamos, es posible que estemos sufriendo una pérdida en el cierre de la posición inicial o anterior (cobramos 1,72€ y pagamos al cerrar 2,35€), sin haber conseguido ningún beneficio todavía, por lo que podríamos estar agravando las pérdidas. 

Lo general es buscar el período de tiempo más corto posible, reduciendo con ello la incertidumbre del mercado.

Pondría una regla general a tener en cuenta, y es considerar la posibilidad de renovar antes de que las opciones vendidas lleguen entre el 2% y el 4% a estar ITM. Analizando el precio de las acciones y su volatilidad implícita.

  • ·         Rolar una Short Call Spread

En este caso, supondría realizar un total de 4 opciones diferentes en una sola operación, es decir, cerrando dos opciones existentes y abriendo dos nuevas.

Supongamos que somos bajistas en la acción “AAA” que cotiza a 45$. Se procede a formalizar una Short Call Spread 44/46 con vencimiento a 30 días, mediante la venta de la Call44 por la que recibimos una prima de 1,25$ y la compra de una Call46 por la que pagamos una prima de 0,25$, es decir, se recibe un crédito de 1$ en la posición inicial.

Si la acción comienza a subir en su cotización y a 15 días del vencimiento alcanza un precio de 45,5$, podemos seguir pensando que nuestro pronóstico bajista es correcto y las acciones no seguirán subiendo, podemos aumentar el diferencial y el vencimiento en el tiempo.

Se recomprarían el diferencial inicial (44/46) por el que se pagarían 1,80$ y simultáneamente, se volvería a vender una nueva Short Call Spread 45/47 con vencimiento a 45 días, recibiendo 1,10$ de prima neta. Si todo sale según lo previsto, y la acción dentro de 45 días se mantiene por debajo de 47$, la estrategia habrá conseguido 0,30$ de beneficio, pero no debemos olvidar que podríamos estar agravando nuestras pérdidas, por lo que si no estamos seguros del camino que tomará la cotización podría ser preferible perder 0,80$ al cerrar la posición.

Os dejo la comprobación de los cálculos y si fuese necesario, podría incluir una pequeña hoja de cálculo con las operaciones. Pero no olvidéis comentarlo.

Todo lo visto hasta el momento, puede aplicarse a cualquier tipo de estrategia, sea sencilla, con dos, tres o cuatro patas. Teniendo en cuenta por ejemplo, que la Doble Diagonal y el Condor de Hierro consisten en dos Spread Cortos (uno con Call y otro con Put).

No olvidemos que cuando lanzamos un spread, debemos realizarlo todo en una operación para protegernos del movimiento de las acciones y por supuesto, cerrar un spread antes de abrir otro si no fuese posible realizarlos a la vez, cuando vamos a rolar.

Espero haber aclarado algo mas sobre los riesgos del Mercado de Opciones y como intentar minimizarlos anticipándonos a él mediante la Gestión del Riesgo. Ha quedado un poco largo pero creo que merecía la pena.

Nos leemos en el próximo post.

Un saludo y mis mejores deseos para todas vuestras inversiones. @inversenjuego
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!
FRASES: “Cada día me miro en el espejo y me pregunto: Si hoy fuese el último día de mi vida, ¿querría hacer lo que voy a hacer hoy?. Si la respuesta es no durante demasiados días seguidos, sé que necesito cambiar algo” (Steve Jobs) "El mejor líder es aquel cuya existencia no nota la gente. El siguiente mejor es al que la gente respeta y alaba. El siguiente es el que la gente teme; y el último es al que odia. Cuando el trabajo del mejor líder está acabado, la gente dice: Lo hicimos nosotros mismos." (Lao-Tzu)