El año de la serpiente

Este contenido tiene más de 8 años

 

Lo primero que hay que decir es Feliz Año nuevo chino y bienvenido el año de la serpiente, que históricamente ha coincidido con el crash del 29, el atentado de las torres gemela de 2001 o en 1941 (Pearl Harbor). Es un dato que a los que sean supersticiosos podrían comenzar a vender todas sus posiciones en los activos de riesgo.
 
Sin embargo, comenzamos la semana con la esperanza de que el ciclo del crecimiento está volviendo a nacer con las fuertes balanzas comerciales que se están publicando, destacando principalmente China. 
 
China, India y Japón terminaron con su debilidad económica a finales de 2012 y parece que Estados Unidos y Alemania lo harán este primer trimestre. La recuperación del conjunto de la Eurozona se podría retrasar hasta verano. El mayor riesgo para que esto sea sostenible de cara a 2014 es si, un gran si por supuesto, los fallos políticos en Madrid, Berlín, Paris, Roma, Washington y en cualquier parte puedan ser solucionados. 
 
Esta semana, por lo tanto, los datos de PIB de la Eurozona y de Japón seguirán siendo negativos. En la eurozona es probable que Alemania, con los tipos de interés en mínimos, subiendo los salarios y los precios de las viviendas, se verá como la demanda interna mejorará pero su competitividad externa se deteriorará. En España, gracias a que los costes laborales unitarios están cayendo debido a la recesión y a las 
reformas, y ayudado de la fortaleza del sector exportador, debería de ir saliendo algún dato positivo antes de terminar el segundo trimestre del año. 
 
En la jornada de hoy el mercado se centrará en la reunión del eurogrupo
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!