Uber ya planea sus taxis aéreos

Uber reveló que ya está desarrollando sus prototipos de taxis aéreos, de momento está haciendo los diseños porque la empresa pretende comenzar a hacer pruebas en 2020, su idea es comenzar a vender el servicio en Estados Unidos y Dubai para el año 2028, quiere esta año para hacerlo coincidir y lanzarlo durante los Juegos Olímpicos de ese año.

Uber ya planea sus taxis aéreos

La razón por la cual Uber quiere desarrollar este negocio se debe a que en las grandes ciudades la movilidad es un gran problema, ya sea en carro propio o en taxi, de modo que las personas tardan mucho en llegar a sus destinos, es por ello que en las zonas de corporativos los edificios cuentan con helipuerto para transportar a sus directivos a las juntas de negocios rápidamente y muchas veces regresarlos a sus oficinas centrales. Por ejemplo, un viaje a un centro de negocios puede tardar hasta dos horas en auto debido al tráfico, mientras que en helicóptero el trayecto puede demorar sólo 15 minutos.

 

En el caso de Uber, la compañía no pretende usar helicópteros, la idea es desarrollar un taxi aéreo eléctrico que alcance velocidades entre 240 y 320 kilómetros por hora, que con una carga pueda recorrer hasta 96 km, y que despegue y aterrice de manera vertical en sólo un minuto. Con este plan pretenden ofrecer un servicio más rápido evitando los congestionamientos viales. El costo lo tienen estimado en 129 dólares ($2,515) por trayecto para el mercado de Estados Unidos.

 

La empresa también está haciendo estudios para el mercado Brasileño, por ejemplo desde el centro de Sao Paulo hasta los suburbios en Campinas, tienen calculado un vuelo de 18 minutos, bajando el tiempo en carro que ahora es de 2 horas con diez minutos y por este viaje iniciaría cobrando 153 dólares ($2,984 pesos).

 

 

Uber va por taxis aéreos – costo del proyecto

Uber tiene estimado invertir entre 10 y 20 millones de dólares sólo en construir el modelo de demostración. Una vez desarrollado el prototipo, necesitará entre 150 y 300 millones de dólares para producir los primeros taxis aéreos y obtener la certificación, de hecho revela que los mayores retos están en los permisos para el tránsito en espacio aéreo, pues considera que la tecnología para hacer el vehículo prácticamente “ya existe”.

 

Actualmente Uber tiene un convenio de investigación con la NASA y con el Ejército de Tierra de Estados Unidos. En tanto, la construcción de los prototipos están a cargo de tres empresas: la brasileña Embraer, la eslovena Pipistrel y la estadounidense Karem Aircraft. Una vez que el prototipo sea exitoso se harán las pruebas necesarias antes de comercializarlo al público.

 

En este caso, la NASA estaría encargada de hacer las simulaciones de estos aerotaxis llamados vehículos de “movilidad aérea urbana”, y lo haría con drones en las instalaciones del centro de investigación del Aeropuerto Internacional Dallas Fort Worth. En el caso del Ejército estadounidense, este sería el encargado de desarrollar la tecnología del rotor del prototipo.

 

 

¡Sé el primero en comentar!