Corrupción en Pemex: caso Lozoya y 8 más apuntan a EPN

Corrupción en Pemex: caso Lozoya y 8 más apuntan a EPN

Cuando detienen a Emilio Lozoya en España luego de que el exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex) estuviera prófugo desde mayo de 2019, revivió el último gran escándalo de corrupción en esta paraestatal y a pesar que el abogado del detenido dice que a su cliente “ya lo hicieron ícono de la corrupción” las investigaciones podrían involucrar a otros altos funcionarios mexicanos, incluido el ex presidente Enrique Peña Nieto. Veamos el tamaño de la corrupción que representa Emilio Lozoya y por qué sí es (aunque a su abogado no le guste) un referente obligado de la descomposición del gobierno de México: 

pemex, lozoya

 

¿Qué es la empresa brasileña Odebrecht?

La fundó en 1944 el ingeniero Norberto Odebrecht. Comenzó como una empresa constructora que con los años evolucionó y se hizo un conjunto de compañías dedicadas a los ramos de la química, inmobiliaria, petroquímica, defensa y transporte. Hoy en día tiene presencia en América Central, América del Sur, África, Europa y Medio Oriente.

 

El origen del caso Odebrecht

  1. En diciembre de 2016, el gobierno de Estados Unidos a través de su Departamento de Justicia dio a conocer al mundo que estaba haciendo una investigación que involucraba a esta empresa brasileña que había pagado sobornos  a varios funcionarios mexicanos.
  2. El 16 de diciembre de 2016 el exdirector de Odebrecht en México, Luis Alberto de Meneses Weyll, declaró ante autoridades brasileñas que en marzo de 2012 le pagó sobornos millonarios a Emilio Lozoya. Según Meneses lo hizo porque Lozoya era “uno de los líderes del comité de campaña” de Peña Nieto, por tanto se convertiría en “una persona influyente en la administración pública del país (México)”.
  3. Antes de las declaraciones de Meneses de 2016, en el año 2014 Odebrecht “ganó” una licitación para llevar a cabo la construcción de la refinería de Tula, Hidalgo, sin embargo Pemex le otorgó el contrato de la obra de manera directa y un pago de mil 436 millones de pesos.
  4. A partir de ese momento, las siguientes licitaciones entre Pemex y Odebretch se hicieron sin el procedimiento administrativo marcado en los reglamentos en México, por ejemplo la del 16 de noviembre de 2015, donde la compañía brasileña se benefició de manera directa con contrato por mil 939 millones de pesos. Luis Alberto de Meneses le aseguró al Departamento de Estado de EU que los contratos que Odebrech tenía con Pemex no fueron asignados por medio de nuevas licitaciones, más bien ganaban esos contratos gracias a los sobornos millonarios que la constructora hacía en nuestro país, uno de ellos por ejemplo fue de seis millones de dólares pagados a funcionarios mexicanos.
  5. Para fortalecer lo anterior, Hilberto Mascarenhas, Director de Operaciones  Estructuradas de Odebrecht confesó frente a fiscales brasileños que en noviembre de 2014 “se le ordenó pagar casi 5 millones de dólares (soborno)” a Emilio Lozoya.
  6. Con estos datos comenzaron las investigaciones periodísticas y algunos medios publicaron que el importe de los sobornos pagados a Lozoya fue superior a los 10 millones de dólares, y aunque él en su momento lo negó, luego salieron a la luz los registros de las transferencias bancarias hechas al ex mandamás de Pemex y a algunos de sus familiares cercanos. Otros medios aseguraron que la casa en Lomas de Bezares Ciudad d México que Lozoya adquirió por 38 millones de pesos en noviembre de 2012 (año en que Peña Nieto ganó la presidencia) fue pagada con los presuntos sobornos que Lozoya recibió de empresas como Odebrecht.
  7. Ante esto en febrero de 2018, la Secretaría de la Función Pública inhabilitó por 10 años a Lozoya y le impuso una multa de dos millones 597 mil 249.98 pesos.
  8. La Secretaría de la función Pública fue más allá y comenzó procesos administrativos contra filiales de Odebrecht, sus representantes legales y contra servidores públicos de Pemex.
  9. En cuanto a Lozoya, se le abrió el expediente FED/SEIDF/IGICDMX/0000117/2017 por los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita, asociación delictuosa y cohecho.
  10. El 4 de julio de 2019 la Fiscalía General de la República (FGR) obtuvo órdenes de aprehensión en contra de Emilio Lozoya, su esposa Marielle Eckes, su madre Gilda Austin (que fue detenida en Alemania), su hermana Gilda Lozoya y la empresaria Nelly Aguilera, todos ellos relacionados con delitos probablemente cometidos en perjuicio de Pemex durante el sexenio de Peña Nieto.

 

Sin duda el asunto de Lozoya no se limita sólo a él, pues como revelaron las investigaciones, el ex funcionario de Pemex fue el medio para recibir esos sobornos, dinero del cual se benefició una importante estructura de corrupción en México.

 

Ahora todo parece indicar que las pistas de la corrupción de Lozoya apuntan todas hacia el expresidente Enrique Peña Nieto.

 

Aquí sólo mencionamos el caso Odebrecht, pero Lozoya (alguien muy cercano a Peña Nieto desde su campaña presidencial financiada con excesos de dinero del cual no se pudieron comprobar del todo los orígenes) también está involucrado en la compra de la planta chatarra de Agronitrogenados y Fertinal, así como sobornos en OHL y en todos ellos los delitos que pesan son asociación delictuosa, lavado de dinero, cohecho, entre otros.

 

Pero Lozoya es sólo uno de más casos de corrupción que involucran al último ex presidente priísta:

  1. Lozoya también compró con triangulación de dinero  dos aviones “por órdenes de Peña Nieto” a una empresa panameña con sobrecosto. Uno de ellos al parecer era para uso exclusivo de Angélica Rivera, ex esposa del mandatario.
  2. La detención en julio pasado de Juan Collado, abogado de Peña y del expresidente Carlos Salinas, por los delitos de lavado de dinero, asociación delictuosa y fraude financiero.
  3. Rosario Robles, la ex secretaria de Sedesol y Sedatu de Peña, está en la cárcel enfrentando un proceso judicial por el desvío de más de 7 mil millones de pesos  en el caso conocido como la Estafa Maestra.
  4. En julio pasado por el delito de robo de combustible también fue detenido el general Sócrates Herrera Pegueros junto con el general Eduardo León Trauwitz, este último exjefe de escoltas de Peña Nieto cuando este era gobernador del Estado de México.
  5. Eduardo Medina Mora, ex ministro que llegó a la Suprema Corte de Justicia de la Nación propuesto por Peña Nieto, quien se dice fue obligado a renunciar a su cargo por estar investigado por realizar operaciones ilícitas. Recordemos que él liberó dinero de empresas involucradas con el narcotráfico.
  6. También está en investigación la compra de un avión de lujo para Jesús Murillo Karam, ex titular de la entonces PGR durante el sexenio peñista.
  7. Lo último que se sabe de toda esta “cacería” en contra de personajes cercanos s Peña Nieto es que ahora la Comisión Nacional Bancaria y la de Valores está auditando (o sea revisando con lupa) las cuentas personales de Gerardo Ruiz Esparza, ex secretario de Comunicaciones y Transportes de Peña Nieto,  pues su fortuna personal no dejó de crecer durante el sexenio de su ex jefe, así que ahora le están investigando los flujos de dinero de la dependencia de gobierno que dirigía, pero también están investigando las empresas de Ruiz Esparza, así como a sus familiares.

 

¿Será que eventualmente veremos que se mande llamar a declarar al ex presidente Peña Nieto? A cómo van las cosas es muy probable que veamos a un expresidente en un juzgado.

 

¡Sé el primero en comentar!