"Planeación + inversión = soberanía financiera". Entrevista con Liliana Zamacona, entrenadora de finanzas personales

"Planeación + inversión = soberanía financiera". Entrevista con Liliana Zamacona, entrenadora de finanzas personales

La educación financiera en México crece a cuentagotas. No es nuevo y todas y todos quisiéramos que la información para tomar mejores decisiones financieras fuera más amplia y la encontráramos de la mano de quienes tienen la experiencia para darnos certidumbre. Es por eso que en Rankia nos hemos dado a la tarea de platicar con Liliana Zamacona, entrenadora de finanzas personales. Les presentamos esta interesante entrevista con ella.

 

Platícanos cómo fueron tus inicios en el medio financiero y qué estás haciendo actualmente.

 

Me gradué de la carrera de Negocios Internacionales, por allá del 2005.  Estudié en una universidad que, por los horarios, me permitía trabajar medio tiempo en las mañanas, entonces, desde los 18, comencé a trabajar en el mundo corporativo. El estudio de mi licenciatura me tomó 3 años, así, que a los 21, ingrese de lleno al mundo laboral. 

En el 2008, me quedé sin trabajo, con una deuda (la primera) de $300,000 pesos (15,000 usd aprox), pero, también tenía una “jugosa” liquidación. 

Alguien me comentó que, si dejaba de pagar mis deudas, el banco me buscaría para una negociación y pagaría menos de la mitad.  Efectivamente.  Sin saberlo, había perjudicado para siempre mi historial crediticio por entrar en quita. No lo sabría hasta 3 años después. El 2008 fue duro para todos; no encontré trabajo con la velocidad que esperaba y conforme avanzó el tiempo, me gustó la vida de no tener horarios. Durante esa aventura, conocí a quién hoy es mi esposo y ambos decidimos que tener horarios, no era opción para nosotros. Y jugamos a ser empresarios. Este juego rápidamente (3 años) nos dejó una deuda de aproximadamente, 1 millón de pesos mexicanos (50 mil usd aprox.) en tarjetas de crédito. No tenía sentido esa cantidad. 

No vivíamos la vida que anhelamos, no había viajes, no había un cambio verdadero en nuestro estilo de vida. ¿Cómo llegamos ahí? Los acreedores tocaban todo el día a mi casa para amenazarme con quitarme mi casa o mi auto. 

La vida de aquellos que viven en deuda puede ser solitaria y vergonzosa. Dado que no teníamos guía de cómo salir de esas deudas, comenzamos a entrenarnos, literal. No encuentro otra palabra más que “entrenamiento”, y eso fue lo que hicimos. 

El mundo laboral es sumamente dinámico, así que, cuando llegué 5 años después de mi último trabajo a solicitar una vacante, estaba completamente obsoleta. Mi última opción, fue entrar a vender seguros. Qué gran acierto fue. Me parecía fascinante adquirir “algo” (póliza) por 1000 usd y obtener de “colateral” una cantidad 100 veces mayor. 

El mundo de los seguros en México es bastante dinámico. No pasó mucho tiempo en que me presentaron los ETFs y mi cabeza explotó. Entendí, lo que hoy sería mi filosofía: Planeación + inversión = soberanía financiera. 

Comencé a compartir a mis clientes de mi situación deudora y lo que estaba aprendiendo de ella. No tardé mucho en compartir las estrategias que estaba llevando a cabo. Sin darme cuenta, ayudaba a la gente a planear sus finanzas, salir de deudas y entrar al mundo de las inversiones. Al no ser financiera de profesión, creaba empatía al hablar el idioma de “no financiero”.

Comenzaron a llegar las conferencias, pláticas, entrenamientos empresariales, colaboraciones, intermediamos inversiones, fuimos ejecutivos en varios productos financieros (ahí, comprendí mucho la emocionalidad e irresponsabilidad que existe en el mundo financiero tanto de los usuarios cómo de las empresas financieras).

Mi esposo y yo, fuimos invitados a ser ponentes en TEDx. Mi perfil cómo entrenadora financiera estaba definido: hay un alto componente técnico y también el componente interno, eso que le llaman “el ser” e invito a que ambos sean entrenados. 

Entendí, que el dinero es una habilidad. Hoy, soy maestra en la Escuela de Finanzas Personales de Platzi dónde tengo más de 3000 alumnos, en la plataforma tengo 3 cursos: Introducción a la educación financiera, Finanzas para el futuro y Creatividad Financiera. 

De manera independiente estoy terminando de crear 4 programas / cursos: Salir de deudas , Diseño de tu  retiro , La ruta del inversor  y Múltiples fuentes de ingreso. colaboro con varias empresas en materia de educación financiera. Ya no soy agente de seguros y ya no manejo más dinero que el mío. Nos tomó 4 años salir de deudas. El TEDx nunca salió a la luz.

Mis redes: Twitter : https://twitter.com/chinafinanciera IG : https://www.instagram.com/lachinafinanciera/

 

 

Lilian Zamacona

Lilian Zamacona

 

¿Qué consideras que es lo primero que tiene que hacer una persona que quiere mejorar sus finanzas personales?

 

La profunda reflexión de saber qué esperas que el dinero haga por ti. Más allá de lo obvio. ¿Qué REALMENTE quieres comprar con él? ¿Seguridad? ¿Reconocimiento? ¿Aceptación de tu círculo social?  ¿Sanar traumas familiares?

Cuando transitamos sin estas respuestas, el dinero se vuelve un verdugo y no un ciervo. Y por supuesto, nuestras inversiones y finanzas se ven impactadas. 

 

Definir metas financieras no es algo a lo que estemos muy acostumbrados. ¿Qué consejos das para definirlas? 

 

Las preguntas de arriba y liberarse de la idea de que todas las metas son iguales. Tal vez en el fondo quieres ser surfer y ya llegaste a tu meta financiera, pero, cómo tienes muchos puntos de vista sobre esa actividad, no vives tu sueño. No se cumplen porque realmente, no nos interesan. Invitaría a la pregunta ¿Realmente esta meta es mía? 

  

La inmersión digital producto del confinamiento que hemos tenido en los últimos meses está cambiando la dinámica de consumo, ahorro, crédito, inversión, etc. ¿Cómo visualizas el mundo post-pandemia en materia financiera? 

 

Hoy entendimos que tenemos muchos gadgets, muchas bolsas de diseñador, automóviles a crédito que estuvieron estacionados casi 1 año, muchas cosas en nuestros armarios que no sirven de nada y que SI mermaron nuestra seguridad financiera. 

Muchos, hubieran preferido tener menos cosas a cambio de un fondo de emergencia más óptimo.

La pandemia también nos mostró un trailer brutal de cómo será la vejez en Latinoamérica sino nos accionamos. En esta epifanía financiera, los productos digitales aparecen para democratizar y crear un acceso más sencillo para todos aquellos que no son financieros. 

Ni qué decir de las criptomonedas que potencializa más la curiosidad e investigación sobre el sistema financiero. Me encanta vivir en esta época digital. 

 

En México existe una muy escasa cultura financiera, ¿Qué se puede hacer para cambiar esto?

 

Desligarse de perpetuar cargar con responsabilidades ajenas. El mexicano tiene este falso concepto de amor en dónde mantener a los hijos de la hermana, resarcir los vicios del papá o pagar las deudas de la mamá es lo correcto. 

Lo veo todo el tiempo con mis alumnos (la edad promedio es de 20 años), tienen esta disyuntiva de ser ambiciosos con sus sueños pero cargando el lastre de una familia que no previó su vejez o que navega con una total falta de responsabilidad. 

Y, por supuesto, consumir de manera sistemática información sobre finanzas personales. 10 minutos al día de cualquier de los youtubers que encontramos ahora son un buen inicio. 

 

Esta pregunta se la hacemos a todos los entrevistados: ¿Cuál es tu película o serie de televisión favorita que aborda temas financieros y por qué?

 

Tengo fascinación por todos los documentales y películas sobre fraudes, me ha ayudado a comprender las reglas del juego y la mente de los jugadores y, que si me “duermo en mis laureles” podría ser la próxima víctima. 

Tengo un especial aprecio por The Big Short, me tomó mucho tiempo entender lo que pasó en el 2008 y verla una y otra vez hasta comprenderla me ayudó a explicar a mis entrenados que las crisis son cíclicas y que de nosotros depende que no nos tomen por sorpresa cuando vivamos la próxima. 

Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!