Rankia México
Acceder
¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Blog Finanbest

Tendencias internacionales de la renta variable

La renta variable es uno de los componentes que suelen integrar las carteras de inversión. Por ello, hacer un seguimiento de cómo se comporta la renta variable a escala global es de especial utilidad a la hora de decidir en qué compañías hay que invertir o en qué mercados conviene estar. En esta entrada analizaremos los distintos mercados que existen a escala global, analizaremos cuáles son los principales vectores que afectan a la renta variable en la actualidad y también veremos el papel que un roboadvisor como Finanbest desempeña en este panorama.

Panorama actual y perspectiva

Después de las correcciones experimentadas durante el pasado ejercicio, la inversión en Bolsa parece que está recuperando su atractivo. Sin embargo, “la alegría va por barrios”. Si vemos las rentabilidades acumuladas durante el último año se observan rendimientos positivos en los principales índices bursátiles de EEUU y de la zona del Pacífico (Australia y Nueva Zelanda). Una situación que contrasta con el Viejo Continente, pues los principales selectivos de Europa acumulan retrocesos en el mismo periodo. Situación análoga a la europea la experimentan las principales Bolsas asiáticas, con alguna honrosa excepción como el índice Sensex de la India.

Una de las claves de este contraste entre la situación de EEUU y la zona del pacífico en contraposición a la europea estaría en las diferentes etapas del ciclo económico por las que está atravesando cada una de estas zonas geográficas. En el caso de EEUU, la principal economía del mundo pudo dejar atrás los estímulos monetarios e incluso empezaron a subir los tipos oficiales de la Reserva Federal hasta el 2,5%. En el caso de Australia, el buen desempeño de sus mercados bursátiles por lo general se sustenta en la excelente evolución de su economía.  Este país lleva más de 28 años sin que se haya producido ninguna crisis o recesión, un hito que nunca había sucedido en ninguna economía desarrollada. Esta situación contrasta con la situación de convalecencia en la que aún se mantienen Europa y Japón que no han dejado atrás del todo sus respectivas crisis. Prueba de ello es que tanto el Banco Central Europeo (BCE) o el Banco de Japón siguen manteniendo sus tipos de interés oficiales en mínimos históricos, ante la necesidad de tener que seguir ofreciendo a su economía estímulos monetarios vía una política monetaria expansiva.

Caída global de las rentabilidades

En las últimas tres décadas el objetivo de hallar rentabilidades generosas en los mercados bursátiles se ha complicado de forma global. La razón se explica en lo que algunos investigadores llaman la caída secular de los tipos de interés. Investigaciones como la realizada por Marco del Negro et al o la realizada por los economistas Lukasz Rachel y Thomas Smith, señalan que la caída global de los tipos de interés en términos reales (descontando la inflación) en los últimos 30 años ha sido de 450 puntos básicos de media (4,5 puntos porcentuales). Esta caída se repartiría de la siguiente forma: un aumento de la población envejecida explicaría 90 puntos básicos de la disminución, un incremento de la desigualdad de la distribución de la renta dentro de los países, 45 puntos básicos, el aumento del ahorro en los mercados emergentes, 25 puntos básicos, la caída generalizada de los precios de los bienes de capital, 50 puntos básicos, la menor inversión pública, 20 puntos básicos. Un aumento de la diferencia entre el interés libre de riesgo y la tasa de rendimiento del capital, aportarían otros 70 puntos básicos de esta caída y lo que se conoce como estancamiento secular del crecimiento económico 100 puntos básico. Respecto a los 50 puntos restantes, aún no se han podido identificar cuáles son las causas que los explican, pero principalmente se debe a las políticas que se han visto obligadas a acometer durante los años de la crisis los bancos centrales (ver imagen).

Si bien estas investigaciones se centran en la caída de los tipos de interés de los bonos del Estado, es decir en la renta fija y no en la renta variable, las obligaciones del Estado de los países desarrollados suelen considerarse “activos libres de riesgo”, con lo que sus tipos de interés tienen un papel fundamental en la formación de las rentabilidades de otros activos. Por ejemplo, si un bono del Estado ofrece una rentabilidad del 2,5% anual, para invertir en renta variable (que es una inversión que entraña más riesgo) debo obtener una rentabilidad mayor a ese 2,5%. En cambio, si la rentabilidad de ese mismo bono cae hasta el 1%, el grado de exigencia de rentabilidad para invertir en la bolsa en lugar de los bonos disminuirá. Sobre cómo se está produciendo el “contagio” de la caída de los tipos de interés en los activos “seguros” al resto de activos se puede ver más en el informe (The Safety trap) de Farhi y Caballero.

El papel de los roboadvisor como Finanbest

¿Lo anteriormente indicado significa que debemos de renunciar a rentabilidades interesantes? Nada más lejos de la realidad. Las oportunidades de inversión siguen existiendo, aunque se requiere un mayor esfuerzo para encontrarlas. Es en este campo donde gestores automatizados como Finanbest son especialmente útiles. Los enormes ahorros de costes, la mayor capacidad de tratamiento de información y de optimización de las carteras mediante la diversificación global junto con el hecho de tener acceso a más de 50.000 fondos de inversión hacen que el panorama secular de tipos de interés más bajos se combata con mayor éxito con nuestras carteras.

Aprovecha la promoción de Finanbest para los usuarios de Rankia

Promoción de bienvenida: 50€ si crea una cartera con un mínimo de 3.000€. Y si eres miembro del Club Rankia benefíciate también de un cheque regalo de 20€ en Amazon

Autor del blog