Viento en popa, en espera de una buena noticia por parte del gobierno americano para alcanzar nuevos máximos históricos

“El destino mezcla las cartas, y nosotros las jugamos” Arthur Schopenhauer
 
En los mercados y en la vida, la capacidad de reinventarse es de mayor utilidad que la de poseer grandes títulos académicos, en este juego que se llama vida bajo condiciones normales de presión y temperatura las imagines en las paredes que hablan de supuestos conocimientos técnicos pueden ser útiles, pero en la “Nueva Normal” donde lo establecido ha sido y será cuestionado, el tomar decisiones con información incompleta puede ser la diferencia entre “vivir o morir”, tanto en los negocios, las inversiones o la vida misma.
 
Los índices accionarios americanos presentan un comportamiento positivo ante el optimismo de un mayor estímulo fiscal en EE. UU tras los comentarios de la secretaria del tesoro, Janet Yellen, del fin de semana, así como un menor número de contagios y más personas vacunadas de COVID-19 en Norteamérica.
 
La política monetaria y fiscal aplicada en EE. UU entre una de sus consecuencias secundarias es que el 97% de las acciones de alta bursatilidad operan por encima de su promedio móvil de 200 días, minimizando la eficacia de la herramienta del análisis técnico.
 
Bajo esta información el Índice de Volatilidad VIX presenta un nivel de 21 unidades, con un bono del tesoro a 2 años operando sobre niveles de 010% y el de 10 años operando sobre niveles de 1.18%, manteniendo un spread contra el bono local, MY31, es de 439 puntos, mientras el predio del petróleo WTI muestra un nivel de $57.72 dólares y el precio del Oro oscila alrededor de $1,834 dólares.
 
Los inversionistas estarán atentos esta semana al avance de vacunación contra COVID-19 en EE. UU, a las negociaciones del paquete de estímulos fiscales, al inicio del juicio de destitución del presidente Trump y a los reportes mensuales de la OPEP y EIA.
 
En información económica, esta semana se presentarán los datos de inflación de enero en México, China, Brasil, Alemania y EE. UU, en este último también se publica Confianza de la Universidad de Michigan y Solicitudes de Seguro de Desempleo.
 
En México, el MXN opera sobre niveles de $20.12 con un DXY en $90.97 y un Euro sobre $1.2066, el MXN comienza un canal de alza escalonada, el primer factor que debilitó al peso fue el perfilamiento de una política monetaria ultra laxa desde diciembre por parte de Banxico, que bajó de manera drástica las tasas en pesos, esto no sólo detuvo los flujos de los portafolios globales que empezaban a regresar a los activos financieros mexicanos, sino que activó nuevas salidas.
 
En cuanto a la curva de duda local, este martes se subasta el bono M de largo plazo NV38, en donde la tasa primaria en el mercado secundario cerró en 6.43%, comparado con el resultado de la subasta anterior de 6.26%, realizada en al cierre de diciembre de 2020.
 
En temas de política monetaria, este jueves tendrá lugar el Anuncio de Política Monetaria del Banco de México, del cual estimamos se decidirá un recorte de 25 pb en la tasa de interés de referencia para ubicarla en 4.00%, los analistas consideran que la tasa Banxico finalizará el 2021 en 3.75% y también para el cierre de 2022.
 
También habrá que considerar que a partir del 1 de enero Galia Borja Gómez, es la nueva Subgobernadora del Banco de México en sustitución de Javier Guzmán Calafell, quien concluyó su labor como miembro de la Junta de Gobierno en diciembre.
 
Por último, en información económica y financiera local en nuestro país la confianza del consumidor de enero fue de 38.4 puntos desde 38.2 puntos del mes previo, con esto, el indicador subió por segundo mes consecutivo, con el mayor impulso en los componentes de situación actual y en enero la Producción de Autos bajó 15% anual y las exportaciones cayeron 6.4% anual.
 
Ing. José Antonio Palomo Miranda.
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!