Este contenido tiene más de 7 años

En una reciente entrevista de la CNBC, Marc Faber (inversionista suizo conocido internacionalmente por su boletín informativo Gloom, Boom and Doom) dijo que hasta ahora los activos financieros no son “terriblemente” atractivos. De la entrevista, destaca su opinión de que actualmente y durante el próximo semestre, la mejor opción para estar es el efectivo. Marc Faber reconoce que “a nadie le gusta el efectivo”, ya que en los próximos 10 años las personas perderán dinero al mantenerlo por culpa de la continua impresión monetaria de la Reserva Federal (Fed). Marc Faber también considera que Janet Yellen, presidenta de este banco central, está depreciando el dólar en términos reales.

Marc Faber: mantenerse en el efectivo es la clave

La razón de mantenerse en efectivo en el corto plazo solamente recae en esperar “las oportunidades que vendrán”. Es decir, Faber considera que debemos estar atentos a los índices bursátiles y a los bonos estadounidenses, que podrían caer de forma pronunciada en los próximos meses.

 

“Decir que no hay inflación es un error”

A pesar de que las estadísticas oficiales sobre los estímulos monetarios de la Fed (QE) se mantienen sin producir inflación, para Marc Faber existen diversos síntomas que confirman su existencia. Por ejemplo, puede imprimirse dinero en los Estados Unidos sin que se impulsen los salarios o la actividad económica del país, pero bien en China, Vietnam o India sí existe un aumento debido a la actual economía globalizada. De esta forma, Marc Faber asegura que “decir que no hay inflación es un error”.

Asimismo, Marc Faber recalca que no cree en absoluto que las economías globales y estadounidenses estén en fase de recuperación. La desaceleración en los países emergente (donde el crecimiento es inexistente) y las recientes tensiones geopolíticas mundiales (el conflicto Ucrania-China y las disputas territoriales en el mar de la China Meridional, no favorecen a que se den las condiciones propicias de recuperación económica.

Marc Faber coincide con otro experto como Jim Rogers:

al final, la única alternativa que quedará ante los ojos de la Fed será la de seguir imprimiendo dinero a través de más “flexibilización cuantitativa” (QE). Echar todavía más dinero por el desagüe.

Exportando inflación

Las subidas de precios continuarán pese a que los datos oficiales de inflación no expongan, por ahora, estas presiones. Esto se debe, acusa Faber, a que las estadísticas son distorsionadas por el “Ministerio de la Verdad”. Lo importante, más allá de lo publicado por los gobiernos, es que nadie puede negar el incremento sustancial en los últimos 10 años de los precios de le energía y los alimentos, o que en Estados Unidos las primas de seguros se han encarecido.

Cuando las presiones inflacionarias se hagan inocultables, la política de inyectar dinero al sistema será expuesta como un fracaso.

Aunque el asunto del oro no fue abordado en la entrevista concedida, Marc Faber es un reconocido inversor de “manos fuertes”, aquellos que no venden sus posiciones en el metal precioso a pesar de encontrarse en un mercado bajista. Todo lo contario, aprovecha estas caídas en los precios para comprar más a niveles insignificantes.

Faber se suma a la serie de críticos del sistema que advierten sobre las actuales condiciones de la economía, siendo vital mantener las posiciones defensivas del oro contra las posiciones destructivas de los bancos centrales. Pero si en el proceso, aconseja Faber, debemos mantenernos en el corrompido efectico durante un corto período de tiempo para para aprovechar oportunidades de compras valiosas, estaremos convirtiendo en bueno lo que en un principio era malo. Aquí quedan los consejos de Marc Faber para quien los quiera tomar.

Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!