Rankia México Rankia Alemania Rankia Argentina Rankia Chile Rankia Colombia Rankia España Rankia Italia Rankia Perú Rankia Polonia Rankia Portugal Rankia USA
Acceder

Para todo público

Del mismo modo que las palabras «mamá» y «papá» son las primeras que pronuncian los bebés, los Certificados de la Tesorería de la Federación (CETES) son el primer instrumento de inversión que aprende el estudiantado de finanzas y con el que se inicia el inversionista principiante en México.


Y no es para menos, basta con ver sus principales atributos (Tabla 1):

  • I. «Activos libres de riesgo» en la jerga financiera, «seguros» en el lenguaje coloquial. Al tratarse de un valor gubernamental, el aval, propiamente, es el Gobierno Federal, el cual cuenta con los recursos y las herramientas para hacer frente a sus obligaciones.

  • II. Desde el momento que se invierte se sabe cuánto se ganará; he de ahí el término «renta fija».

  • III. Ya sea a 28 días, 91 días, 182 días, 364 días o 728 días, para todos los perfiles y objetivos hay. Obviamente a mayor plazo, mayor retorno.

  • IV. El monto mínimo de inversión es de MXN$ 100.

En pocas palabras, los CETES, desde el punto de vista técnico y práctico, son el instrumento financiero más versátil del mercado mexicano.

No obstante lo anterior, es importante tomar en cuenta un pequeñísimo, pero gran detalle a la hora de poner a trabajar nuestro dinero en estos papeles: la tasa de referencia del Banco de México (Banxico).


El rendimiento de los valores gubernamentales, como lo son los CETES, se ve afectado por diversas variables como la inflación, el crecimiento económico y preponderantemente la tasa de interés.

Recordemos que la tasa de interés es el instrumento principal de la política monetaria mexicana, de manera que ésta toma protagonismo para explicar los movimientos que sufren los valores gubernamentales, significando que la tasa CETES podría ser igual a la expectativa de mercado de la tasa de referencia durante el plazo de vigencia de CETES más una prima de riesgo (Gráfica 1).


En los últimos meses, la tasa CETES se ha ido incrementando, ¿la razón? Al décimo mes de 2022 la inflación general se sitúa en 8.41%; es decir, casi tres veces por encima del rango objetivo de 3 por ciento +/- un punto porcentual, lo que ha conllevado a que el Banco de México encarezca el costo del dinero, ¿cómo? Subiendo el rédito referencial; situándose en noviembre de 2022 en 10% (Gráfica 2).

¿Seguirá subiendo? Seguramente sí, al menos hasta que la inflación se controle.


Comúnmente, se elige a los CETES dentro de una estrategia de inversión donde se busca la preservación de la liquidez o como variable defensiva en un portafolio; no obstante, también suelen ser el instrumento predilecto para potencializar el ahorro, o bien para robustecer un fondo de emergencia.

Hoy, con todo y la inflación, los CETES están pagando una de sus mejores tasas reales, oscilando en promedio en el orden de 2% (Gráfica 3).

A petición de familiares y amigos, concluyo con la siguiente pregunta: ¿cómo invertir en CETES?

Si bien es posible hacerlo mediante una institución financiera, la mayoría de las veces ofrecerán una tasa menor que la resultante en la subasta, por lo que una buena opción es a través de Cetesdirecto.

Para abrir una cuenta y firmar el contrato se requerirá ingresar a la página de cetesdirecto.com, contar con: Clave única de Registro de Población (CURP), Registro Federal del Contribuyente (RFC), una cuenta bancaria, beneficiarios, monto y plazo de la inversión. En caso que el capital inicial rebase los MXN$ 13,000 será indispensable tener a la mano la Firma Electrónica Avanzada (FIEL).

En KidZania y la vida real los niños ya invierten en CETES, ¿usted, ya lo hace?

¿Te ha gustado mi artículo?
Si quieres saber más y estar al día de mis reflexiones, suscríbete a mi blog y sé el primero en recibir las nuevas publicaciones en tu correo electrónico
  • inversión
  • Renta fija
  • CETES
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!