¡Tengan para que aprendan! 3er Informe de Gobierno AMLO

El informe de gobierno de cualquier Presidente en funciones se caracteriza por ser un recorrido triunfal de los avances que se tienen en su administración, un espacio que por supuesto carece de auto critica y abunda de auto felicitación. El tercer informe anual del Presidente López Obrador no disto de tener estas características, un informe que estuvo repleto de auto congratulación por los avances que dice haber realizado en su administración, separado de realidad, que claro, ha tenido avances y “records”, pero que dista de la situación presente en el país.

Este informe no trajo sorpresas, se esperaba que se dieran a conocer los avances que se han tenido a lo largo de estos 2 años y 9 meses de la administración presente, siguiendo la misma línea que se ha mantenido en sus anteriores informes, diez para ser exactos, comparando el llamado periodo neoliberal de las practicas deshonestas con la auto denominada Cuarta Transformación, que mucho promete y poco resuelve. Del plato a la boca se cae la sopa dice el dicho. 

Y no es para menos, el Presidente López Obrador expresaba en campaña promesas de ensueño, mencionemos dos para dar ejemplo: la primera, un sistema de salud al nivel de Dinamarca, que al día que se escribe este escrito el sistema de salud mexicano se encuentra en un estado preocupante, con falta de medicamentos, insumos, infraestructura y dinero, en el páis donde es necesario equipo medico los organismos de salud construyen estadios de béisbol y renuevan teatros. La segunda, auto suficiencia en el consumo interno de combustibles, una promesa que espera cumplir con uno de sus proyectos emblema del sexenio, la refinería de dos bocas en Tabasco, un mega proyecto con dos vertientes, o se inunda constantemente o es criticado por falta de viabilidad de financiamiento, ejecución o sostenibilidad.

Un punto que me llamo la atención fue la enfatización en el uso de Inversión Publica, sin creación de deuda, en la financiación de proyectos federales, tal como es el caso de la refinería de dos bocas o el pésimo negocio de la refinería de Petróleos Mexicanos (PEMEX) en Texas. De igual forma el alto a la tendencia privatizadora de los puertos, refinerías, reclusorios, minas, etc, que esta administración lleva a cabo, solo espero que no se repitan los tiempos del Presidente López Portillo cuando el Estado tenia una fabrica de bicicletas y un cabaret.

La política económica del Presidente ha sido objeto de discusión desde el inicio del sexenio, con la recesión no recesión el primer año, el impacto y recuperación económica a causa de los estragos por la pandemia de Coronavirus en el presente. Sin embargo, el Presidente presume de records históricos; en la inversión extranjera, el incremento al salario mínimo, en la no devaluación de la moneda nacional, el incremento en el indicé de la bolsa de valores, el nivel de las reservas internacionales con las que cuenta Banco de México y el envio de remesas. Estos fueron los puntos donde el discurso victorioso llego al clímax: “Esta para decir a los cuatro vientos a los tecnócratas neoliberales, tengan para que aprendan”

Enfocándonos en el tema de las remesas, cito al propio Presidente López Obrador en el epilogo de su libro “Oye, Trump”:

“A los mexicanos se nos cayó la cara de vergüenza cuando el expresidente Vicente Fox declaró en los años 80 que era un motivo de orgullo que las remesas de nuestros migrantes enviadas de Estados Unidos fueran la segunda fuente de ingreso en nuestro país. Lo que muchos consideramos un fracaso, para él era motivo de regocijo”

Tal como el propio presidente señala, celebrar el aumento de remesas es celebrar el abandono de mexicanos del país por falta de oportunidades laborales. En síntesis, las remesas son una tragedia compartida, no un logro del gobierno.

En el tema del manejo de la pandemia, México es el cuarto país con más muertes por motivo del Covid-19 con 259 mil defunciones, un día antes del informe se realizo una celebración en la Secretaria de Relaciones Exteriores por el arribo total de 100 millones de vacunas, y surge la cuestión, ¿en donde están las vacunas? En el informe se presumió de contar con el 65% de la población vacunada, sim embargo no todos tienen el esquema completo, hay irregularidades en la aplicación de vacunas, que sucede con los niños y sus vacunas. Sin embargo, aun más importante, ¿se celebra una estrategia que resulto con 259 mil defunciones? ¡Es una derrota con todo su esplendor! fue una estrategia marcada por la ineptitud y caprichos presidenciales, y a esta celebración se le debe sumar, que pese a encontrarnos en la tercera ola de contagios, este lunes se dio el regreso a la escuela, ¡no bueno!

El informe surge en medio de tres sucesos, la vergonzosa y terrible agresión a un migrante por parte de un funcionario de Migración (y en este país no se violan derechis humanos, ¿cierto?), el lanzamiento del libro del Presidente “a mitad del camino” que por cierto, ¿lo compraras?, y la eclipsante renuncia no confirmada del consejero jurídico del Presidente Julio Scherer, lo que representaría la perdida de una pieza fundamental en el equipo del Presidente.

El Presidente mantiene una confianza y satisfacción total en el trabajo llevado a cabo en su administración, pues según, si se retirara en este momento estaria contento con los resultados. Sin embargo, para el en el ecuador de su gestión ya es tiempo para irse perfilando para 2024, o más bien, empezar perfilar a su candidata par la Presidencia. Al Presidente le resta mucho trabajo que realizar para poder mencionar sus palabras de despedida  “misión cumplida, me voy a Palenque, les dejo mi corazón”.

Estamos a la mitad del camino de este sexenio y aun resta mucho que contar y relatar. A titulo personal, considero que este fue un informe de modo, un informe con "los otros datos" del Presidente, un informe que salió tal como se planeo y para lo que se planeo. En nuestro caso, debemos es estar atentos a la situación del país, exigir a nuestros representantes que atiendan nuestras necesidades, y para ellos, cumplir con lo prometido, actuar acorde a sus responsabilidades y para lo que fueron electos. En los informes que restan debemos esperar que sean de la misma línea que el de ayer, una linea orientada a la victoria, a las promesas de bienestar y prosperidad. Solo esperemos que su discurso sea más aterrizado a la realidad y no este basado en "los otros datos" del Presidente. Como siempre, todo es sobre una opinión. Hasta la próxima semana.

Estudiante de Derecho
Ig: @armando.delacrz
Tw: @armandodelacrz
Accede a Rankia
¡Sé el primero en comentar!