¿Nos visitas desde USA? Entra a tu página Rankia.us.
Finanzas Saludables
Tu ayuda financiera para cumplir tus obligaciones, ahorrar y prevenir el futuro

Las trampas de los préstamos inmediatos y cómo salir de ellas

Aunque son una alternativa muy tentadora, debe tener los ojos bien abiertos antes de solicitar alguno de estos productos.

Los microcréditos o préstamos inmediatos han sabido sacar del apuro a muchas personas, sobre todo en casos de emergencia. Pero algo que no se puede ignorar es que pueden representar un costo muy alto si no se toman en cuenta ciertos elementos. Y es que este tipo de créditos pueden tener ciertas “trampas” que causarán un desbalance en sus finanzas, por lo que es necesario conocerlas para poder tomar buenas decisiones.

A continuación, algunas de esas trampitas y cómo evitarlas:

 

No revisan el historial crediticio

Este tipo de créditos utiliza otros métodos de calificación, es decir, no se basan en el clásico Buró de Crédito. Esto hace que muchas personas que están reportadas allí, puedan acceder sin problemas a un préstamos inmediato. Sin embargo, es un arma de doble filo, ya que al saber que es fácil obtenerlos, puede verse tentado a pedir dinero prestado una y otra vez.

La solución: Recuerde que el mejor uso que le puede dar a esta alternativa es en caso de emergencia.

 

Corto periodo de devolución

Los plazos para devolver el dinero van desde una semana hasta un mes, por lo que muchas personas piensan que estarán ahorrando intereses, pues terminarán de devolver el dinero antes de lo pensado. Sin embargo, los plazos pequeños pueden hacer que no llegue a tener e dinero a tiempo y teniendo en cuenta las altas tasas de interés, esa sería una movida que le saldría muy caro.

La solución: Solo solicite un préstamo inmediato si está 100% seguro de tener el dinero al final del plazo estipulado.

 

Flexibilidad en los montos

Otra de las características de los microcréditos es que usted escoge el monto que necesite. Es cierto que existen montos máximos y dependerán de cada empresa, pero mientras esté dentro de ese rango, puede escoger lo que desee. Esto puede llevarlo a solicitar más dinero del que realmente necesita.

La solución: Elabore un presupuesto para que vea a ciencia cierta cuánto dinero requiere y cíñase a ese monto.

 

 

Además, recuerde que a pesar de los altos costos, una forma de ahorrar es comparando las opciones disponibles en los microcréditos, para así escoger aquella que le ofrezca mejores plazos y tasas.

www.comparabien.com

Autor del blog

  • Marcello Mundaca

    Economista especialista en Riesgos y Finanzas Personales, actualmente gerente de negocios de Comparabien.com. Columnista en diversos medios y líder de opinión sobre temas de finanzas personales.

Envía tu consulta