¿Qué esperar en la economía de México para 2015?

¿Qué esperar en la economía de México para 2015?

Hoy es el último día de este tan complicado 2014 y tal como lo vaticinaron expertos, nuestra economía no crecerá al tan cacareado 2.7% que tanto vendió y casi prometió la Secretaría de Hacienda a cargo de Luis Videgaray, con qué facilidad se juega con las esperanzas en México ¿no?, no estamos hablando únicamente de números, se trata de la diferencia entre vivir un poquito mejor o seguir igual; con cuánta facilidad y hasta irresponsabilidad se juega con el destino de un país con más de la mitad de la población sumida en una profunda pobreza.

                                                                      Desigualdad

Todo parece indicar que nuestro futuro próximo y de corto plazo será complicado, y se ve así debido a los problemas que nos ha generado la violencia, los cuales lejos de acabarse aumentan semana a semana: siguen las desapariciones, continúan las protestas sociales motivadas por el descontento y hartazgo sociales lo cual es casi seguro que se manifestará en una crisis de tipo político electoral para este año de votaciones 2015.

Recordemos que cuando la economía no mejora, el ciudadano lo refleja en el sufragio, así que este 2015 podremos ver aumento de abstensionismo o bien, (y para estar en el mismo camino de las protestas que caracterizaron este año) veríamos un voto de castigo para los políticos de todos los partidos, principalmente en el Partido Revolucionario Institucional federal y en el Partido de la Revolución Democrática de la Ciudad de México. El Partido Acción Nacional está bien donde está, pues se desempeña mejor como oposición que como gobierno. El resto de partidos son veletas que se inclinan (por desgracia) hacia donde los lleven los vientos de sus respectivas conveniencias en detrimento del bienestar de quienes los llevaron al poder.

La escena que se nos viene es poco prometedora. Aunque los discursos del Fondo Monetario Internacional, o bien de Latin America Economics, entre otros, se deshagan en elogios por las reformas, NADIE a salido a decir si las "ganancias" de estos cambios a la Ley significarán una mejora en la calidad de vida de los millones de pobres de México, NADIE a dicho hasta ahora si habrá una repartición de riqueza menos desigual en comparación a la que hemos tenido por décadas en nuestro país. Espero no suceda lo de siempre: que se gane más dinero y la población no vea mejorada su calidad de vida, pero desgraciadamente eso lo vivimos los mexicanos año tras año, es decir, no hay evidencias históricas que indiquen que 2015 será "un año de recuperación" como esta vez lo asegura la mercadotecnia política.

                                                              Desigualdad

Hace unos cuantos días, organismos públicos como el INEGI dieron a conocer que luego de cuatro meses consecutivos de crecimiento, el Indicador Global de Actividad Económica cayó. Universidades de prestigio (tanto privadas como públicas) convergen en que el "crecimiento" económico de este 2014 es "malo y mediocre" y ello manda un mensaje al 2015: que el recimiento que se espera para el siguiente año tampoco será suficiente para sacarnos del bache u hoyo en el cual nos sencontramos. Recordemos que empresas encuestadoras y que miden la opinión pública han asegurado que la confianza en el futuro del mexicano de a pie sigue por los suelos.

En septiembre pasado y de acuerdo con el índice elaborado por el Banco de México (Banxico) y el INEGI, la confianza del consumidor llegó a los 12 meses de caídas al hilo, incluso esa desconfianza permaneció latente a pesar que la autoridad desplegó mensajes masivos en los medios de comunicación sobre los efectos positivos de las reformas. Sin embargo, la confianza del consumidor no es la única afectada, pues según Barclays México los empresarios "han retrasado decisiones de inversión”.

El Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico asegura que pese a la recuperación del empleo en este año, los sueldos que ofrecen estas fuentes de trabajo son insuficientes para impulsar el crecimiento, aunado a que se sobrevaloró el repunte potencial de sectores como el de la construcción o bien el de los efectos positivos que traería el gasto del gobierno.

Por si esto fuera poco, la Universidad de Manizales, en Colombia, realizó una investigación y en noviembre de este año dio a conocer que uno de sus resultados fue que "en México y Perú el grado de satisfacción con la democracia es bastante bajo". En México, la Universidad de Guadalajara publicó en 2014 que "el estado mexicano en lugar de haber aminorado los grados de desigualdad, estos se han promovido e, incluso, de cierta manera, han sido fomentados para generar un desarrollo regional más desequilibrado y desarticulado". 

¿Así o más negro el panorama del 2015?

 
¡Sé el primero en comentar!